Pasar al contenido principal

Main Area

Main

"Gricel", por Fito Páez

Fito portada

Luis Alberto Spinetta y Fito Páez realizaron una versión de "Gricel" en su álbum conjunto La la la de 1986. Se trata del primer tango clásico interpretado por músicos de rock hasta esa época. El original fue compuesto en 1942 por Mariano Mores en música y por el poeta, José María Contursi.

Aquí, las palabras del propio Fito Páez sobre la grabación de aquella particular canción. Un testimonio recogido por Pablo Alonso para la revista REC OR Play número 88, durante la muestra bautizada Los libros de la buena memoria, que tuvo lugar en octubre de 2012 en la Biblioteca Nacional:

Insam

“Gricel”

Por Fito Páez

"Entre tantas cosas maravillosas que pasaron en el álbum, hubo una secuencia, que para mí fue inolvidable, precisamente por la magia qué pasó... Odio la palabra magia, la magia es truco también. No, esto no es magia, lo que sucedió allí es algo del orden de lo metafísico. La música es un lenguaje que te permite acercarte a esas formas de percepción. En un momento viene la grabación de "Gricel”, que se dividió en dos bloques. Uno fue en el estudio de abajo (de ION), que grabamos guitarra eléctrica y piano, que es la base que lleva el tema. Toda esa armonía es en su totalidad una armonía de Luis, excepto los últimos cuatros acordes que sugerí quebrar esa forma dentro en la tónica del Do, y Luis lo aceptó inmediatamente, pero toda la rearmonización de “Gricel”fue hecha por Luis Alberto. Entonces lo que sucede aquí es un momento único, pero es más formal; son dos tipos tocando los acordes que eran la tela donde Luis Alberto va a pintar todo el arreglo de “Gricel”; lo que quería transmitir es esa secuencia que duró una sesión de tres horas.

Comenzó con Luis sentado en un sillón como estaría Jorge (Álvarez, presente en primera fila) allí. Yo de espaldas escuchando su voz con un Fairlight, un teclado digital de primerísima generación. En esos años no había muchos y tenía muchos sonidos de Fx. Spinetta pedía el sonido de un tren, o un contrabajo, o voces a las que llamaba “ dos monjas”. Entonces, el disparate: inmediatamente entiendo que él me está hablando de atrás, y me gusta la idea, y pienso: "Qué bien, ¿qué pasa si seguimos así?" y siguió así, y fueron tres horas de una voz que estaba dictando aquello.

Fito y Luis

En la charla, una persona del público pregunta por qué se omitió una estrofa del texto original de la canción.

Fito responde:
"Yo supongo que a Luis le habrá parecido un poquito de más; quiso hacer una versión pop, nunca hablamos de eso, ¿sabes? Entonces también podemos hablar de una adaptación o una versión, no un cover de “Gricel”. Otra cosa linda de los tipos que versionan es que toman el material, se apropian y hacen con él lo que quieren y entonces ahí se transforma en una composición propia, hay una intervención sobre la obra del otro. En este caso en particular es muy importante cómo Luis Alberto va dictando esto. La primera estrofa es piano, guitarra y Luis. En la segunda estrofa termina con él “ No te olvides de mí“, eso era un Mirage, un aparatito chiquitito que después nos sirvió para hacer la base de “Woyzeck”. El toque siniestro que tiene la canción, porque le está reclamando que no se olvide de ella. Después Luis pide ¡un tren! Porque él me pedía eso, no tenía medias tintas. Luego, en la estrofa siguiente, fui a meter un tamborcito para darle un color rítmico, y un contrabajo, un upright. Entonces empecé a tocar la línea, y él me dice: "No, hacé - y no me olvido más la palabra que usó un baión, él tumbado”. Y yo pensaba "¿De donde carajo conseguiste el baión? (risas). Escuchaba John McLaughlin, ¿de donde conoce el baión ? Y después me pide las monjas que es lo que le decíamos al choir. Más tarde me pide una batería Simmons, que era la vuelta de la vuelta de la vuelta. ¿Cómo vas hacer “Gricel” con una batería Simmons? OK ¿por qué no? Y así se arma el tema. Y otra cosa que sucede en “Gricel”, y en todo el álbum, es que Luis tenía una idea hermosa -ahora veo lo hermosa que era la idea, en ese momento no llegué a disfrutarla como la disfruto ahora- que él decía “Cantá, yo te copio todas las inflexiones y voy hacer lo mismo y vos copias las mías”. Y así fue que se armó una sola voz, acá solo sucede en algunos tramos, pero en muchos tramos del álbum ocurre eso. Y es extraordinario, porque, por ejemplo, en “Hay otra canción” todas las inflexiones que hacemos son muy raras de copiar. Ahora, ya que les conté un poco cómo se armó el diseño de “Gricel”, les propongo bajar luz y escucharlo, a ver si pueden tener idea de lo que fui sintiendo yo de espaldas a ese hombre".

Fito PáezInsam

 

Te recomendamos

2019 Recorplay Música. Todos los derechos reservados.