Pasar al contenido principal

Main Area

Main

Recorrimos la primera sala Dolby Atmos-Neumann de Latinoamérica

Mayo home

Entrevista: Luis Mojoli

Hace unos días REC Or Play estuvo en el estudio que el reconocido ingeniero de sonido Andrés Mayo (Ex presidente y miembro de la Audio Engineering Society, Director de la Academia de Audio Inmersivo de la AES, ganador de Premios Grammy, miembro de esa academia y del ala de productores e ingenieros de la mencionada institución) dirige junto a su coequiper Martín Muscatello (ingeniero de sonido, ingeniero de mezclas Dolby Atmos, productor y más) y que cuenta con la primera sala Dolby Atmos-Neumann de Latinoamérica. El sonido Dolby Atmos (ya preexistente en las salas de cine) es un formato que viene pisando fuerte en el mercado y está siendo requerido por compañías como Netflix o Amazon que apuestan a la expansión del audio inmersivo.

Insam

Cabe recordar que Dolby Atmos es el nombre de una tecnología de sonido envolvente anunciada por Dolby Laboratories en abril de 2012, lanzada en junio de ese año y utilizada por primera vez en la película de animación de Pixar Brave. De allí en adelante comenzó a usarse y fue Prometheus, The Dolby Atmos Experience -de la banda italiana de metal Luca Turilli's Rhapsody- el primer álbum de la historia de la música en ser remezclado utilizando este sistema. Por otra parte, el disco de 1992 de R.E.M, Automatic for the People, fue remezclado en Dolby Atmos para el 25º aniversario de la edición del álbum en 2017, siendo el segundo lanzamiento de música en utilizar Dolby Atmos.

Andrés Mayo, cuyo estudio posee créditos en más de 3000 titulos editados en vinilo, CD, DVD, Blu-Ray, Audio 360 y Streaming desde 1992, además de 2 Latin Grammy y 7 Premios Gardel en su haber, le explicó a REC Or Play todos los detalles sobre el increíble sistema de monitorización de su sala, proporcionado por Neumann GmbH, que permite posicionar de manera precisa los objetos sonoros, generando una referencia definitiva a la hora de mezclar en Atmos para los altavoces. Además, el profesional ahondó en detalles sobre esta tecnología de sonido.

Sala1

El sonido Dolby Atmos está ocupando un posicionamiento mayor en el mercado ¿A que se debe esta expansión ?
Sí, exactamente. Yo particularmente empecé a trabajar en audio inmersivo a fines del 2016. Durante el año pasado y éste se ha dado un gran crecimiento en lo que respecta al formato Dolby Atmos, porque el primero que salió empujando muy fuerte fue Apple Music. Ellos lanzaron decenas de miles de canciones mediante esa tecnología. Si vos entrás a Apple Music y buscás “Dolby Atmos” tenés todo lo nuevo más un montón de reversiones de catálogos, desde The Beatles a Led Zeppelin, hechos en ese formato y mezclados así para poder ser escuchados en auriculares o con un sistema de reproducción en tu casa. Lo bueno que tiene Dolby Atmos es que la misma mezcla funciona para una cantidad muy chica de parlantes (estéreo, por ejemplo), como para veinte de ellos. La misma mezcla se adapta a la cantidad de parlantes que tengas. Eso es posible también de reproducirse en auriculares.

¿El método de registro de grabación es el mismo o cambia?
No, es el mismo. Esta grabación por los 100 años de Piazzolla que estamos escuchando acá con vos ahora (ndr: se refiere al registro del concierto realizado por en el marco de los cien años del natalicio de Piazzolla) fue hecha en el Centro Cultural Kirchner de manera convencional. Luego nosotros tomamos eso y la mezcla y el mastering se realizó en Dolby Atmos.

¿Qué cambios hay en relación a una mezcla tradicional?
Principalmente todo se hace con un software diferente, se utilizan una serie de aplicaciones que son distintas a lo habitual. Por ejemplo, se tiene la posibilidad de panear en tres dimensiones. Antes sólo podías panear izquierda y derecha, ahora podés hacer: izquierda, derecha, adelante, atrás, arriba y abajo. Entonces, lo que verdaderamente representa el audio inmersivo es como una esfera dentro de tu cabeza. Aún si lo escuchás con auriculares, parece que viniera de afuera de tu cabeza, rodeándote.

Magnífico.
Sí, y la percepción que tenés no la podés lograr con el sonido estéreo, esto es mucho más grande. Y después están las posibilidades de movimiento. Eso es lo que se conoce como mezcla orientada a objetos. Una voz o la cámara de una voz es un objeto, un tambor o una flauta, también. Entonces vos definís en función de cómo quieras plantear tu mezcla; que algunos de esos objetos o todos se puedan mover. No solamente que queden fijos en un punto, sino que puedan ir rotando, moviéndose de punta a punta, etcétera. Lo que hacés es trabajar con ese objeto sonoro y llevarlo por el espacio. Podés hacer lo que quieras. Tampoco se trata de dar vuelta todo, porque termina mareando. Tiene que ser musical. Atmos debe ser utilizado de la mejor manera posible y no terminar siendo algo efectista que maree al oyente.

Sala2

¿Cómo fue adaptar el Dolby Atmos-Neumann a tu estudio?
Atmos es propiedad de Dolby. Para construir esta sala Neumann lo que hizo fue aportar todo el sistema de monitoreo que está especialmente diseñado para una sala Dolby Atmos. El estudio se hizo para sonido estéreo y después de modificó para el este otro sistema.
La adaptación fue bastante rápida, en un par de meses. Hubo que colgar parlantes, rediseñar el sistema de monitoreo y algunas cuestiones de acústica para poder resolver todo. Esa parte acústica la realicé con gente especializada de Dolby. Se hicieron estudios para que fuera adaptable para ambas funciones, porque sigo haciendo mastering, y mezclas de Dolby Atmos. Se llevó a cabo un estudio bastante largo con un trabajo de cálculo para ver cómo tenía que ser la sala para responder a este sistema y también las medidas que se necesitaban. Todo tiene que ser muy exacto. Así que la gente de Dolby me mandó los resultados del estudio y me dijo qué tenía que hacer.

Dolby tiene representantes en México, Brasil y USA. ¿Cómo se dio tu vínculo con ellos para reconfigurar tu estudio?
Yo hablaba directamente con la gente de Dolby USA. Los conozco porque estuve mezclando con ellos en la Costa Oeste de Estados Unidos. Así que me decían qué hacer y qué no, que comprara tal o cual equipo. Se dio todo a través de una serie de coincidencias. Yo venía buscando hacer una sala Dolby Atmos, y tenía relación con Neumann. Justo el año pasado la empresa me nombró como Embajador de la marca en Latinoamérica. A partir de eso, ellos me dieron todo su equipamiento, hicieron el desarrollo de software y equipo. La sala se terminó en agosto.

sala3

Desde ese entonces estuviste realizando varias mezclas. ¿Cuales producciones destacarías?
La producción en el CCK por los 100 años de Piazzolla fue presentada para los premios Grammy; ahora vamos hacer un trabajo para Disney, también un podcast de cuentos de terror para HBO. Además, varias producciones musicales, algunas mías y otras de clientes. En general esas producciones son singles en su mayoría, salvo el álbum de Piazzolla y un homenaje a un compositor venezolano que se está haciendo en México con un montón de artistas como Kevin Johansen, Natalia Lafourcade, Rubén Albarrán (Café Tacuba) y muchos más. Ahora estoy trabajando en ello y la idea es tenerlo terminado antes de fin de año para poder presentarlo en la categoría de Audio Inmersivo para los premios Grammy norteamericanos. Eso está en proceso.

¿Cómo ves el desarrollo de este tipo de salas en auditorios, teatros y estadios?
Mirá, el Centro Cultural Kirchner está construyendo una sala inmersiva, va a ser la primera en una entidad pública. Tiene 25 metros y se va a poder recorrer la sala con video y audio inmersivo, entonces vas a poder ver en 360 grados cosas proyectadas en las paredes, en todas las direcciones, y el audio te va a acompañar.

sala5

Sería increíble que una sala argentina de recitales tuviera esta tecnología para los shows en vivo…
No debe faltar mucho, es cuestión de tiempo. La compañía Meyer Sound lo está haciendo en el mundo. Y hay una representante argentina que se fue a Londres y la contrataron desde esa esa firma. Ella está trabajando en desarrollo de sistemas para salas. Como te decía, entre el año pasado y este hubo un crecimiento enorme. Pensá que Netflix está pidiendo Atmos; Amazon también. Si estás haciendo una película, documental o videojuegos, te lo van a pedir. Las salas de cine hace años que tienen sonido Atmos, pero ahora está la novedad para incorporarlo para otro tipo de cuestiones como conciertos y demás. Atmos cubre esa grieta de lo que vas a escuchar en una sala con respecto a lo que vas a escuchar en tu casa. Si te comprás una barra de sonido, las Sound Bars, la ponés enfrente, al lado del televisor, y escuchás sonido envolvente con un solo sistema. No hace falta que tengas parlantes en otros lados. Lo que logró esta gente es reunir todo ese sonido envolvente con un solo parlante.

¿Es muy caro mezclar en formato Dolby Atmos?
No, te diría que el porcentaje de aumento de costos puede ser del 25%. No es que esto vaya a reemplazar al estéreo, va a seguir existiendo. Pero la verdad es que el Dolby Atmos hace que sea difícil volver a lo estéreo.

Insam

 

Te recomendamos

2019 Recorplay Música. Todos los derechos reservados.